jueves, 11 de diciembre de 2014

El pirata sordo (juego poético)

Juego literario:  arrastrar pulsado el cursor sobre el texto para leer los sonidos que no escucha el pirata. 

El pirata sordo

En su barco de  piratas
iba el pirata sordo
con cien corsarios a bordo
bebiéndose matarratas.

Le daban a la botella
toda llena de aguardiente
mientras le hincaban el diente
a una amarilla paella.

Luego comían piñones
y entraban todos en tromba
y tocando la  zambomba
disparaban los  cañones. 

Iban buscando un tesoro
en medio de la  tormenta
¡a pique! ¡a pique!  comenta
gritando asustado el loro.

En cubierta emprende el vuelo
su loro de color rojo
y como vuela tan flojo
va y se estrella contra el suelo.

Colocando el catalejo
en el ojo que le falta
ve una nave que le asalta
preparando el  aparejo.

Llama a la tripulación:
!Mis valientes carniceros:
matad a los  pasajeros,
matadlos sin remisión!

En la boca su cuchillo
rebozado de pimienta
y la pistola grasienta
con el dedo en el gatillo

Luego ordena que los sables
no les cojan con pereza
que pongan más  entereza
en su furor insaciable.


Pero pierde la batalla
en medio del  océano.
Le llevan como un gusano,
como un malvado canalla.

Y le tiran por la borda
atado con una bola,
se encuentra una caracola
que también estaba sorda.

Del uno al otro confín
la aventura del pirata, 
en el fondo la remata:
allí se encuentra un delfín.

Licencia Creative CommonsEsta obra de Jesús Marcial Grande Gutiérrez está bajo una 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada